Israel: Esta tierra es mía y no es de nadie

La creación de un Estado judío había sido una vieja aspiración sionista que empezó a activarse a comienzos del siglo XX. Tras la declaración Balfour en noviembre de 1917, la misma por la que el Imperio Británico auspiciaba la constitución de un estado israelí en el antiguo territorio judío, el movimiento sionista internacional presionó con gran fuerza hasta conseguir la proclamación del nuevo estado, una vez firmado el armisticio en Agosto de 1945. Pese a la oposición de las naciones árabes, los aliados lograron de la Organización de las Naciones Unidas un mandato por el que se propiciaba la división del territorio de Palestina en dos estados: uno árabe y otro judío. No obstante, Israel no fue el único estado de la región que se conformó de esta manera pues, países como Jordania, Líbano e inclusive Siria comparten el mismo origen; pertenecían al Imperio Otomano, que desde el año 1299 se fortaleció en la región y perduró hasta 1923, año en que Francia y Gran Bretaña dividieron el territorio y les concedió la independencia de la manera más arbitraria. Los nombres que habían escogido para ellos eran inocuos así como las fronteras que establecieron sin importar los habitantes de la zona, yendo tras intereses meramente comerciales.

Este vasto territorio no estaba vacío; por el contrario, con su extensa historia migratoria y de conquistas, estaba integrado por una multiplicidad de etnias que iban desde judíos y cristianos, hasta árabes y musulmanes. Cada una de estas se adueñó de una pequeña porción de la que hicieron su hogar. El pueblo cristiano tenía un extenso abolengo que alcanzaba sus raíces en los pueblos asirios y armenios y que, durante la persecución otomana fueron exterminados en su mayoría. Los sobrevivientes al genocidio ocuparon la región de Líbano. Por su parte, los judíos habitaban esta tierra desde hacía ya mucho tiempo en la región baja de Hebrón, en Jerusalén, Safad y Haifa; los judíos de la diáspora gozaron luego de su estadía instalándose en Damasco, luego de su expulsión de la península Ibérica hacia el siglo XV. Para 1918, ya finalizada la Primera Guerra Mundial el Imperio Británico prometió conceder al pueblo judío el Mandato de Palestina, gesto que desbocó desde entonces y hasta 1942 la masiva inmigración de judíos que provenían de Europa, África y otras regiones. Si bien los judíos habían habitado durante siglos este territorio, no eran más que una pequeña comunidad comparada con los árabes musulmanes que habían llegado allí tras las invasiones y conquistas del reinado de los cuatro califas, luego de la muerte del profeta Mahoma en 638 d.C.

La palabra Palestina aparece por allá en la Torah judía para denominar así a los pueblos filisteos que provenían del Mar Egeo y que se asentaron en Israel durante el año 1180 a.C y su desaparición es algo confusa. El pueblo palestino que habita hoy esta región no es de origen filisteo, pues este era un grupo de ascendencia indoeuropea y los árabes musulmanes que habitan hoy aquí son de origen semita. Los Califas heredaron ese nombre de los antiguos romanos cuando conquistaron el territorio; de ahí viene el nombre Palestina que no hace parte de los vocablos árabes, y que poco o nada tiene que ver con la población que hoy en día habita en la zona. Históricamente, la palabra Palestina ha servido únicamente para denotar un espacio geográfico y no una población en concreto como tal.

» Extensión del Imperio Romano en Asia, 1792. [Cambridge University Press. 1792]
» Extensión del Imperio Otomano en Asia, hacia 1792. [Cambridge University Press.]

Durante el breve califato de Umar ibn al-Jattab, suegro del legendario profeta, se invadieron los territorios de Siria y Palestina que se encontraban entonces en poder del Imperio Bizantino. Desde entonces vivieron en esta zona; sin embargo, tras siglos de asentamientos y migraciones del lugar, se confundieron sus identidades nacionales así como se mezclaron sus raíces y estirpes. Con la promesa hecha por los británicos de cederle el Mandato de Palestina al pueblo judío y bajo el estandarte de la Liga de las Naciones, en 1922 se propone la división de dicho territorio y la creación de dos estados: un Estado judío y un Estado árabe. Con las masivas migraciones de los judíos durante los siglos XVIII y XIX a tierras palestinas, se empezaron a habitar ciudades que estaban desocupadas en provincias baldías y desérticas, indeseables para vivir; esto hacía que la adquisición de estas tierras fuera barata y así pudieran comprarlas y obtener dominio absoluto sobre ellas, con el ánimo de declararse como un Estado Autónomo.

Esta oferta le interesó bastante a la Casa Rothschild, una de las familias más influyentes de Europa Oriental del siglo XVIII, pionera en la creación de instituciones financieras así como de la financiación de redes ferroviarias y campañas de exploración en búsqueda de metales preciosos. Esta casa de origen judeoalemán, era oriunda de Frankfurt y  había tenido suerte en el negocio de la orfebrería y en la instauración de casas de cambio que prosperaron por todo el territorio europeo extendiéndose inclusive hasta África, India y  la región baja del Caspio y el Cáucaso. Edmond de Rothchild apoyó desde 1870 la iniciativa de comprar algunas colonias judías así como invertir en la Alliance Israélite Universelle, propósito que mantendría hasta 1934, fecha de su muerte. Fue así entonces como sobre los territorios pantanosos e inhabitables que adquirió la familia Rothchild, se empezó a edificar el Estado de Israel remplazándolos poco a poco por sembradíos de arroz y otros cereales, frutas y flores. El Mandato de Palestina era un amplio territorio que tenía una extensión cercana a los 120.500 kilómetros de extensión para 1920. Una vez intervino la propuesta de la Liga de las Naciones sobre la partición del Mandato y la formación de dos nuevos estados, sería el Imperio Británico quién trazaría las nuevas delimitaciones.

Mandato de palestina
» División del antiguo Mandato de Palestina acorde a las concesiones del Imperio Británico.

Por una parte, sería entonces llamado Palestina a todo el territorio al Oeste de la ribera del río Jordán, desde el Golam hasta Elat, en la costa del golfo de Aqabah; del otro lado, sería llamado Transjordania ubicado al Este del Mar Muerto en calidad de emirato, cediendo la corona el poder a Abd Allah I. Transjordania ocupaba cerca del 74% del total del territorio del antiguo Mandato, siendo una distribución equitativa, puesto que casi en su totalidad los pobladores del Mandato, eran árabes y musulmanes y ocupaban el Este del Jordán. Aun así y no contenta con las concesiones británicas, la Liga de las Naciones reconfiguró el mapa del plan para Palestina nuevamente alterando peligrosamente el escenario que sería un espacio perfecto para una agresión mutua. Dicho plan  nunca fue puesto en marcha, puesto que no hubo acuerdos entre ambas partes, ya que los judíos lo aceptaban y entre tanto, los árabes musulmanes lo rechazaban.

palestine_partition_map_1947s
» Plan de partición para Palestina, 1947 [ONU, 1956]

El 14 de Mayo de 1948, cesó el mandato que había mantenido el Imperio Británico sobre Palestina y se proclamó así el nuevo Estado de Israel. Las hostilidades entre judíos y palestinos, que ya se habían iniciado un año atrás, se agudizaron mucho más con la intervención militar conjunta de tropas de los emergentes estados de Líbano, Yemen, Arabia Saudita, Irak, Transjordania, Egipto y Siria al foco del conflicto. Se libraría entonces la que se conoce como la primera guerra árabe-israelí. Se había dado la suprema garantía internacional al renacimiento de un Estado judío libre e independiente en su antigua morada, pero dos factores de extrema gravedad habían hecho nacer una absoluta inquietud sobre el panorama mundial. En primer lugar, Jerusalén no formaba parte de la pequeña porción de territorio que se les había concedido a los israelíes, quedando así confinados a estrechas fajas de territorio costeros, comprendiendo una parte de Galilea y la región del Negev.

Una gran extensión de este pequeño territorio se entretejía en el corazón del país comprendido en el Estado árabe cuya creación se había propuesto, y sólo disponía de unos estrechos corredores de comunicación. Y como si fuera poco, en segundo lugar el proyecto había sido rechazado por los árabes, quienes lanzaron amenazas siniestras de no detener sus planes ante nada para impedir que se cumpliera cualquiera de sus partes. La llamada causa palestina pareciera no existir, pues estos no han querido conformar un Estado propio ya que cada vez que han tenido la oportunidad de sentarse en la mesa con Israel para negociar, los políticos israelíes han ofrecido ceder parte del territorio a cambio del reconocimiento del Estado de Israel y que firmen un acuerdo de paz al cual se niegan de facto, pues algunos grupos terroristas prefieren estar en el campo de batalla declarando nuevas intifadas que recrudecen las ofensivas entre los pueblos.

Como resultado de esta guerra defensiva, Israel venció los ejércitos en ofensiva, anexó los territorios palestinos integrados en el plan que nunca se acordó y además robó parte de la región limítrofe con Egipto y Transjordania, tierras que después devolvería como acuerdo en el armisticio. Además, resulta particular tanto los beligerantes como el escenario de esta guerra puesto que se unió el bloque del mundo panarabista, heredero de los califatos y de los vestigios del Imperio Otomano contra una etnia que consideraba ajena e invasora y que destruía el anhelo de un quimérico estado conjunto de los pueblos árabes. No conformes con la derrota, el bloque derrotado volvería a contraatacar en 1967 y nuevamente en 1973, siendo en ambos intentos totalmente aniquilados por el ejército israelí. Justamente, todos los países que participan son naciones de la Sharía, la ley fundamentalista islámica.

Israell
» 01. Desfile de tropas de soldados beduinos, 1949.  –  02. Civiles israelíes en Jaffa, 1967. [AP]

israelitasfestejandoS
» 03. Israelíes celebran proclama del Estado.  –  04. Tropas en la Guerra de Yom Kippur, 1973. [AP]

Hoy, la franja de Gaza no se ha convertido en nada más que un gueto, así como lo fue Varsovia a principios del siglo XX, una zona donde abundaban injusticias y dónde sus habitantes bajo la represión del campo de guerra y se ocultaban para salvar sus vidas y huir de las bombas y las tropas de asalto. La prensa internacional revela información sobre cientos de misiles hacia este pequeño territorio y organizando ofensivas terrestres que ya cuentan cientos de bajas. Pero Gaza no está aislada y mucho menos rodeada o bloqueada sin que sus habitantes puedan entrar o salir. La región de la franja limita con Egipto al Suroeste y el Mediterráneo al frente. Lo mismo sucede con la región de Cisjordania que limita con Jordania al Este. Los conflictos no solo cesaron en 1973 con el contraataque árabe a Israel sino que se prolongaron durante el término del siglo XX y se ha mantenido hasta nuestros días aún con más fuerza y preocupación siendo el foco no solo de la prensa internacional, sino de mandatarios y de organizaciones internacionales que tienen en la mira el campo de guerra de lo que alguna vez fue llamado Tierra Santa.

Vendría la intifada de 1987 por parte del pueblo palestino que se sublevó luego de que un vehículo militar israelí accidentalmente chocara y matara cuatro palestinos que hacían fila en un sitio público; tras esta intifada, el jeque Ahmed Yasín conforma Hamas, una organización terrorista que no reconoce el derecho a existir del Estado de Israel y que pone en su carta fundacional como objetivo principal eliminar el estado judío. Hamas comete el primer ataque terrorista suicida contra los israelíes, lo que conllevó a que el conflicto se prolongara hasta mediados de Septiembre de 1993 donde se finalmente se firmó un cese al fuego en los Acuerdos de Oslo. Algunos apartes de la Carta fundacional de esta organización exhiben una gran influencia de teorías conspirativas y antisemitas, incluyendo los debatidos Protocolos de los Sabios de Sión. Por ejemplo, el artículo 13 que trata sobre soluciones pacíficas, iniciativas de paz, y conferencias internacionales, relata:

“La única solución al problema palestino es la Yihad. Las iniciativas, las propuestas, las conferencias internacionales, son una pérdida de tiempo, un ejercicio fútil. El pueblo palestino es demasiado noble como para subyugar, su futuro, su derecho, y su destino a un juego vano. Como dice el hadith: El pueblo de Siria es el látigo de Allah sobre la tierra; Él tomará su venganza a través de este intermediario de quien él desee entre sus seguidores. A los Hipócritas (los judíos y cristianos), se les prohibirá vencer a los verdaderos creyentes, y sufrirán muertes ansiosas y dolorosas”

LA PREMIERE INTIFADAH - THE FIRST INTIFADA

LA PREMIERE INTIFADAH - THE FIRST INTIFADAEntre tanto algunos apartes del artículo 15, expresan:
“El Yihad de la liberación de Palestina es una obligación individual (…) Cuando nuestros enemigos usurpan las tierras islámicas, el Yihad se convierte en una obligación que une a todos los musulmanes. Para hacer frente a la usurpación de Palestina por los Judíos, no tenemos más remedio que elevar nuestro estandarte del Yihad. Esto requiere una propagación de la conciencia islámica entre las masas locales, árabes, e islámicas. Debemos propagar el espíritu del Yihad entre los Umma, luchar contra los enemigos y unirnos a los rangos de los combatientes yihadistas. Tenemos que movilizar al ‘ulama, y también a los educadores, a los profesores, a los medios, y a la publicidad, como también a las masas educadas  y especialmente a los jóvenes y a los ancianos musulmanes para que se unan a la causa del Yihad”

(Otro fragmento del mismo artículo):

“Debemos plasmar en las mentes de varias generaciones de musulmanes que el problema palestino es de tipo religioso, y se debe luchar bajo esa premisa. En el territorio hay lugares sagrados islámicos como la Mezquita de Al-Aqsa, que está inexorablemente unida a la Mezquita Sagrada, mientras el Cielo y la Tierra existan, y al viaje del Mensajero de Allah, que Allah lo tenga en paz y lo bendiga, y desde allí ascendió. ‘Deambular un día en el Camino de Allah es mejor que todo el mundo y lo que existe en él. El seguidor de Dios que se mantiene en el Camino de Allah es mejor que todo el mundo y lo que existe en él. Lo juro por Él, quien toma en su mano el Alma de Mahoma! ¡De veras deseo ir a la guerra por Allah! Asaltaré y mataré, asaltaré y mataré, asaltaré y mataré”

 Tras ello, en Septiembre de 2000 durante la cumbre de Camp David que definía en debate el futuro de Jerusalén, Ariel Sharon visitó la Mezquita de Al-Aqsa, construída por la Dinastía Omeya y la Cúpula de la Roca supervisado bajo la seguridad de Israel en Cisjordania. Este gesto fue interpretado como una provocación por parte de los palestinos quienes provocaron algunos incidentes entre civiles y las fuerzas de seguridad, hecho que no dejaría mayores daños. Los levantamientos palestinos no se hicieron esperar y apedrearon días después a los fieles judíos que estaban congregados ante el Muro, hecho que estalló en fuego cruzado entre civiles y fuerza pública.

MARGEN PROTECTOR1

OPERACION PLOMO FUNDIDO

La prolongación de estos conflictos hizo que Israel retomara los territorios anteriormente ocupados así como también los asesinatos extrajudiciales contra activistas palestinos como respuesta a los ataques terroristas provenientes de Hamas. La intifada palestina se extendería hasta 2006, momentos en que Israel devolvía la Franja de Gaza a sus habitantes y se agravara la situación debido al ataque con cohetes y misiles a Sederot, provincia israelí cercana a la región. Como consecuencia de devolver estas tierras a los palestinos, Israel obtuvo un recrudecimiento de los ataques hacia su población civil, y el establecimiento de un liderazgo terrorista en Gaza. A esto vinieron varias operaciones por parte de Israel para detener los ataques suicidas de Hamas. En marzo de 2002, la Operación Escudo Defensivo se puso en marcha con el propósito de evitar los ataques con cohetes Qassam a Nablus y Yenín. Esta operación se extendería hasta Mayo, en la que se reocupó Cisjordania. La razón por la que Israel no ha retirado la ocupación militar de este lugar es, en parte porque los judíos que viven en Hebrón necesitan protección militar, y también por lo que sucedió en la Franja de Gaza. La crisis se mantendría constante así como las demás operaciones por parte de Israel: Operación Camino Firme (2002), Operación Arco Iris (2004), Operación Lluvia de Verano (2006). En 2008, Hamas anuncia que no renovará la tregua con Israel así como también procede con instigaciones de proyectiles en Sederot, a lo que Israel responde cerrando los pasos fronterizos en Gaza, desabasteciendo rápidamente la Franja.

El conflicto fue condenado por el Consejo de Derechos Humanos el mismo año mientras que se ponía en marcha la Operación Invierno Caliente, en la que murieron al menos 112 palestinos y 3 israelíes. Cada vez que Israel devuelve los territorios que ocupa a los palestinos, estos no son usados para construir ciudades o centros residenciales para los civiles sino que son usados como plataformas de lanzamiento desde las que puede atacar con misiles y cohetes. Es por tal acción y en defensa propia que el Estado de Israel no ha devuelto los territorios de Cisjordania, puesto que de usarse en mal modo por los palestinos, se pondría en total peligro no solo la seguridad del país sino también de la región pues, apenas con un misil de corto alcance lanzado desde allí podría llegar hasta Tel Aviv. En enero de 2009, ante la ofensiva palestina de Hamas en Gaza, Yunis y Rafah, Israel despliega la Operación Plomo Fundido, hasta ahora el más cruento enfrentamiento desde 1948 en la Guerra Árabe-Israelí, dejando un aproximado de 1434 palestinos, de los cuales 960 eran civiles y 14 israelíes, de los que 11 eran soldados. El enfrentamiento que duró cerca de 20 días, llegó a un cese al fuego unilateral, que se mantendría hasta agosto de 2011 cuando varios terroristas palestinos que pertenecían a los Comités de Resistencia Popular iniciaron un ataque en grupo a varios buses y automóviles con chalecos bomba, granadas y ametralladoras, hecho que dejó 8 israelíes muertos y 40 heridos. Así seguirían desarrollándose los enfrentamientos entre 2012 y 2013 bajo la Operación Pilar Defensivo, que dejó como saldo 166 palestinos muertos y 1269 heridos, y 6 israelíes muertos luego del lanzamiento de cerca de 430 cohetes desde Gaza sobre Israel. hamashezbollah2

En Junio de 2014, cerca de Gush Etzion, un viejo asentamiento israelí en Cisjordania construído en 1967 durante la Guerra de los seis días, fueron secuestrados y asesinados tres adolescentes. Este hecho hizo que Israel arrestara cerca de 530 palestinos y los líderes de Hamas radicados en Cisjordania. Benjamin Netanyahu, primer ministro israelí acusó a esta organización de haber propiciado el hecho, ante el cual Hamas negó su vínculo con los hechos. Estas declaraciones ocasionaron el asesinato de dos niños palestinos a manos del ejército israelí. Para finales de Junio, los cuerpos de los adolescentes aparecieron en Hebrón. La situación se agravó aún más el 02 de Julio con el asesinato de Mohamed Abu Khdeir, un adolescente palestino en el Bosque de Jerusalén, al parecer a causa de múltiples golpes. Su cuerpo fue hallado carbonizado y se presume que es una represalia por el asesinato de los tres adolescentes israelíes en Gush Etzion. El lanzamiento de cohetes desde Gaza no se hizo esperar así como también una serie de disturbios  y protestas que se hicieron escuchar en las calles. Desde el inicio de la Operación Margen Protector el 08 de Julio, se han registrado al menos unos 805 muertos y 5250 heridos palestinos y cerca de 60 soldados israelíes muertos y 150 heridos. Por su parte, el gobierno Israelí justificó la muerte de los civiles palestinos arguyendo que Hamas los usa como escudo así como se muestra presto a la desmilitarización de la Franja.

Se han hecho esperar las voces y el apoyo de la comunidad internacional, quienes ya toman partido de la situación. Ban Ki-Moon, el secretario general de las Naciones Unidas tenía previsto una visita a Jerusalén, lugar donde se reunirá con John Kerry, el secretario de los EE.UU. y con Mahmud Abas, el presidente de la Autoridad Nacional Palestina. Se mantiene la espera de que el Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas anuncie la investigación sobre las posibles violaciones de los derechos humanos o de crímenes de guerra. No obstante, en varias ciudades del mundo se han realizado manifestaciones frente a embajadas y consulados, algunas en favor de los israelíes, otros en favor de los palestinos.

 

 Redactado por:

 

Pautas

Anuncios

2 comentarios en “Israel: Esta tierra es mía y no es de nadie

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close